Riesgos de invertir en el mercado del arte

Antes de invertir en el floreciente mercado del arte, se sugiere tomar en cuenta ciertas consideraciones. El mercado global del arte está en auge, pero invertir en arte conlleva riesgos considerables
Cuando se le preguntó cómo hacer dinero en el mercado del arte, un amigo dijo: "El beneficio está en la compra". En ese momento vi este consejo como simplista, no diferente de "comprar bajo, vender alto". El significado de las palabras de mi amigo, sin embargo, se harían evidentes más adelante.



¿Qué tan importante resulta el mercado del arte como inversión?
El arte es una alternativa de inversión perfecta. Ofrece casi todo lo que otros mecanismos de inversión ofrecen, y más. Y es el "más" lo que lo hace tan perfecto. Pero como todo debe ser un equilibrio, hay riesgos que debemos tener presentes.
Melanie Gerlis, autora del libro “Art as an Investment” (El arte como inversión) dice que la combinación de todas las investigaciones sobre el mercado del art online en general, apunta hacia el arte como un método de inversión cuantioso, en un rango entre cinco y diez años. "Considerablemente mayor que el oro, el vino y el capital público y privado", dijo la Sra. Gerlis.
Sin embargo, el crítico de arte Brian Sewell dijo a Telegraph Money que "nadie debe comprar obras de arte para invertir", ya que el arte es para "placer e iluminación".
Pero sí ofreció algunos consejos a los inversores: "Si compras arte, compra lo que todo el mundo está comprando. Es un mercado totalmente falso y un día se desmoronará, pero por el momento es ferozmente rentable".
¿Es siempre rentable y seguro el mercado de arte?
Patrick Connolly, asesor financiero de Chase de Vere, destacó que las inversiones en arte no están reguladas, por lo que los inversores no pueden recurrir al Esquema de Compensación de Servicios Financieros (Financial Services Compensation Scheme, FSCS) ni a ningún otro organismo si su inversión sale mal. A menudo son ilíquidos, lo que significa que es posible que no pueda vender cuando quiera, y el arte, a diferencia de la renta variable, los bonos o la propiedad, no produce ingresos.
Invertir en arte también puede acarrear altos costos, ya sean cargos de fondos o costos de transacción, seguro y almacenamiento asociados, si estás comprando obras individuales. Muchas personas también tendrán que pagar por asesoramiento especializado sobre qué y cuándo comprar. Los honorarios de compra y reventa al comprar y vender arte pueden ser bastante altos.
Además, el Sr. Connolly dijo que es de esperar la volatilidad vinculada a los cambios en el entorno económico o si determinadas obras o artistas se muestran favorables o desfavorables. "Lo que se obtiene es una inversión no regulada, ilíquida, con altos cargos, sin ingresos y con un rendimiento potencialmente volátil. Esto no es exactamente atractivo para la mayoría de los inversores", dijo.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Formación Universitaria

Las pantallas LED exterior

Rendimiento de un motor